Para el invierno lo fundamental es contar con un sistema de calefacción que proporcione la temperatura adecuada dentro de casa para un mayor confort. Es necesario que la caldera funcione adecuadamente pero lamentablemente estos no estas exentos de presentar diversos tipos de averías, entre los más comunes se encuentra la pérdida de presión. Esta es la razón de disponer de un servicio de mantenimiento de calderas adecuado.

calderas de gas natural madrid

Normalmente una caldera que funciona de forma incorrecta presenta una presión entre 1,2 y 1,5bar, cuando funciona correctamente es mayor, es por esto que resulta importante conocer todo respecto a la caldera que tenemos en casa. El hecho de que la presión de una caldera disminuya en general es producto de una fuga, estas suelen ubicarse fácilmente si busca una charca o incluso goteos cerca del depósito o en el radiador. De acuerdo a la magnitud de la fuga la presión disminuirá más a continuación información más detallada sobre esto.

Fuga en la llave de vaciado del sistema

La llave de vaciado es la menos usada de la caldera, solo se usa cuando es necesario realizar labores de mantenimiento y por consiguiente se debe vaciar el sistema, la fuga en esta se produce cuando al usarla se deja un poco floja, es una de las fugas más difíciles de detectar pero el siguiente consejo  puede simplificarle el trabajo.

· Aunque la pérdida de presión no sea muy brusca, puedes saber que se trata de la llave de vaciado de la caldea cuando debes reponer agua de forma más frecuente de lo normal.

Fuga en el sistema interno de calefacción.

Se trata de una de las fugas más complejas y difíciles de detectar, en ocasiones este tipo de fugas puede causar infiltraciones y daños en la estructura de la propiedad, pero la forma más fácil de detectarla es de la siguiente:

· Cuando el consumo de agua va en aumento, y la caldera pierde presión de forma constante es sin lugar a dudas debido a una fuga en el sistema interno, para solventar estos problemas muchas veces debe romperse el suelo para reparar la tubería que por allí pasa.

¿Cómo puedes subir la presión de tu caldera?

Aunque no logre solucionar rápidamente las fugas que generan la pérdida de presión de la caldera, esta puede seguir funcionando, si desea lograr subir un poco la presión de su caldera solo tiene que abrir la válvula de llenado al recuperar un poco la presión perdida deberá cerrarla. Solo así puede usar su caldera mientras acude a técnicos profesionales que de forma rápida, eficiente y segura puedan solventar el problema de pérdida de presión de su caldera.

Muchas calderas modernas se instalan como parte de un sistema de calefacción central sellado, la presión del agua se mantiene deliberadamente alta para que pueda ser bombeada a todos los radiadores de la casa.

¿Qué es una presión de caldera “normal”?

Aunque cada caldera es diferente, los medidores deben leer normalmente entre 1 y 1,5 bar cuando están fríos.

La presión puede aumentar ligeramente a medida que aumenta la temperatura del agua.

Cualquier cosa por debajo de 0,5 bar y por encima de 2,75 bar se consideraría muy por debajo del rango “normal”.

Causas de la baja presión

En pocas palabras, si su sistema está perdiendo agua, el manómetro se caerá y tendrá que rellenar el sistema para mantener la caldera en funcionamiento.

¿Con qué frecuencia se debe recargar el sistema?

La mayoría de las calderas pierden un poco de agua a lo largo del año y es normal que el sistema necesite una o dos veces al año una “recarga”.

Si la presión en su sistema está cayendo por debajo de los requisitos mínimos de forma frecuente y regular, entonces es probable que tenga una fuga o una pieza defectuosa en algún lugar.

No es raro que las válvulas defectuosas liberen agua incluso cuando el sistema funciona correctamente.

Ruidos en las calderas

Como conseguir calefacción barata

Si se libera demasiada agua, la presión baja y tendrá que llenarla frecuentemente para mantener una caldera en funcionamiento.

Necesitará contratar a un ingeniero de calefacción para que revise la válvula, aunque debería poder ver la tubería de descarga, por lo general pasan a través de la pared externa y puede ver agua, parches húmedos o moho verde creciendo en la pared o cerca de ella. Esta es la señal reveladora de un problema con el VLP:

Recipiente de expansión defectuoso

Un vaso de expansión es un dispositivo que ayuda a regular la presión dentro del sistema sellado.

Si el manómetro de su caldera oscila de lo normal (quizás entre 1 y 1,5 bares) a cerca de 3 bares, su vaso de expansión podría estar defectuoso.

Este problema no causará directamente problemas de baja presión, pero si la presión sube demasiado, la válvula de descarga descargará algo de agua para reducir la presión.

Si esto ocurre repetidamente, se perderá tanta agua que la presión en el sistema se reducirá.

Un técnico de calefacción puede volver a presurizar el recipiente de expansión, pero si el problema continúa o si se rompe, será necesario reemplazarlo.

Antes de la llegada del invierno, toma las previsiones pertinentes, de esta forma puede detectar averías tempranamente y esperar el invierno con total tranquilidad.